0

LA HISTORIA INTERMINABLE, DE MICHAEL ENDE: UNA MARAVILLOSA TRANSFORMACIÓN DE LA FANTASÍA

24 de agosto de 2012

0 comentarios Enlaces a esta entrada  

Fue inquietante observar -hace ya algunas décadas- cómo un exultante capitalismo hizo su aparición en escena, acompañado de una claudicación intelectual de deleznable miseria moral. La realidad se empeñaba en ser “una dura realidad”, y el capitalismo imperialista, en ser meramente “capitalismo en la sociedad de consumo”. Ante este estancamiento político, social y económico, los líderes de opinión han visto la necesidad de volver -una vez más- tras sus pasos. Frente a eso, la posición de intelectuales como Adrienne Rich y Jacques Derrida son manifestaciones concretas sobre la crisis de los grandes relatos literarios y sobre el fin de las ideologías.

Para hurgar en estos horizontes, presentamos este alcance sobre el imaginario de Michael Ende, uno de los escritores del género fantástico más geniales que nos ha dado la literatura contemporánea. La Historia Interminable -su obra maestra- es un viaje alucinante a un mundo de aventura que el lector difícilmente podrá olvidar.

UN ARTISTA INTERMINABLE

Michael Andreas Helmut Ende nació el 12 de noviembre de 1929 en Baviera (Alemania). Es el único hijo del pintor surrealista Edgar Ende y la fisioterapeuta Luise Bartholomä. Su infancia estuvo marcada por la impronta del ambiente bohemio y artístico en que se movía su padre. En su juventud -mientras era estudiante-, participó en una agrupación social antinazi llamada “Frente Libre Bávaro”. Por esto, tuvo que suspender sus estudios durante una temporada, para servir al ejército alemán. Luego, la familia se muda a un barrio de artistas en Múnich -influencia decisiva para el autor. En 1947, entra a la escuela antroposófica del filósofo coterráneo Rudolf Steiner. Ese mismo año escribe su primera obra de teatro, Ya Es La Hora, dedicada a las víctimas del holocausto en Hiroshima. Más adelante, estudia traducción e interpretación en la escuela del director teatral Otto Falckenberg, en Múnich.

Ende empezó a escribir relatos de corte infantil y juvenil a principios de los 50s. Trabajó como actor y guionista de espectáculos de cabaret, mientras escribía crítica cinematográfica. Alcanzó popularidad en su patria con la obra Jim Botón Y Lucas El Maquinista, novela fantástica que le mereció el premio Deutscher Jugendbuchprei al mejor libro alemán del año para público infantil. En 1962, publicó la segunda parte, Jim Botón Y Los 13 Salvajes. En 1981, contrajo matrimonio con la cantante Ingeborg Hoffman, con quien vivió en Roma. Lamentablemente, Ingeborg fallecería cuatro años más tarde debido a un cáncer avanzado. Ende casó en segundas nupcias con la japonesa Mariko Sato.

A grandes rasgos, podemos decir que la obra de Michael Ende se enmarca dentro del género fantástico. El autor adquirió fama universal con novelas como Momo (1973), historia con toques surrealistas y metafísicos, y La Historia Interminable (1979) -ambas adaptadas a la pantalla grande. La primera narra las aventuras de una niña que se enfrenta a los Hombres Grises, quienes roban el tiempo a las personas. La segunda es un libro que trata de otro libro: el primero narra la historia de Bastián Baltasar Bux, un niño que, al robar un extraño volumen de la librería, es decir el otro libro; descubre que misteriosamente habla sobre él, y es absorbido por su trama. Esta obra fue llevada al cine en 1984, modificando muchos aspectos de la novela original, por lo que Ende manifestó su sentida desilusión. Aún así, la película fue un éxito de taquilla.


Los libros de Michael Ende suelen tener títulos llamativos y extraños. Algunos de los más destacados son El Libro De Los Monicacos (1970), Tragasueños (1978), Jojo: Historia De Un Saltimbanqui (obra de teatro, 1982), El Goggolori (1984), El Espejo En El Espejo (1986), El Ponche De Los Deseos (1989) y Carpeta De Apuntes (1994).

TO WISH IMPOSIBLE THINGS

Bastián Baltasar Bux es un niño de diez años cuya vida no ha sido nada fácil. Quedó huérfano de madre cuando era muy pequeño -pero, a pesar de eso, mantiene una distante relación con su padre. Tampoco interactúa con los demás chicos de su edad en la escuela, por ser objeto de burlas y maltratos. Consecuentemente, suele refugiarse en los libros de aventuras: respirar las páginas de la ficción le parece una experiencia más interesante que la triste realidad de la vida cotidiana. Bastián  escapa de  un  grupo  de  chicos  que  lo molestaban y se esconde en una  librería -propiedad del Sr. Koreander-, donde encuentra un libro titulado La Historia Interminable. El muchacho piensa que es el mejor libro de todos, pues siempre había soñado con una historia que no terminara nunca. Es así que cae en la tentación de robar el libro, y huye hacia el desván de su escuela, donde empieza a leerlo con interés.


La mayor parte de la narración ocurre en el fabuloso mundo de Fantasía, un reino amenazado por la Nada (que representa la carencia de imaginación de la gente del mundo real). En ese mundo de ensueño, el protagonista es Atreyu, un joven guerrero a quien la Emperatriz Infantil -que se encuentra enferma de muerte- le ha pedido iniciar una empresa arriesgada para evitar que Fantasía sea devorada. El otro protagonista es un muchacho del mundo real, quien lee la novela del mismo título, y descubre que la trama se vuelve cada vez más “atrapante”.

La misión de Atreyu es obtener una cura eficaz para la soberana y salvar el reino de su absoluta extinción. El muchacho viaja a los confines de Fantasía, conociendo a varios de sus habitantes -entre ellos Fújur, el Dragón Blanco De La Suerte. Más adelante, Atreyu descubrirá que él mismo es incapaz de salvar Fantasía. Su verdadera misión es conseguir una criatura humana, que dé un nombre nuevo a la Emperatriz Infantil: sólo de esta manera podría recuperarse de la terrible enfermedad que le afecta.

Bastián sigue con mucho interés la lectura sobre las aventuras de Atreyu a cada paso. Sin embargo, se resiste a creer que pueda interferir de algún modo en el transcurso de La Historia Interminable. A pesar de las fugaces pruebas que le ofrecen, el inseguro muchacho piensa que no es digno de ejecutar semejante tarea. Cuando la desaparición de Fantasía es inminente, la Emperatriz Infantil arriesga su última exhalación para invocarlo. En el último momento, Bastián comprende el mensaje, y acepta que es él quien debe darle vida a la reina, al mencionar desesperadamente su nuevo nombre: Hija de la Luna.

Es así como Bastián ingresa al mundo de Fantasía, donde la Emperatriz Infantil le encarga la creación de un nuevo mundo a partir de su imaginación y deseo. Para ello, le hace entrega del medallón ÁURYN -que le otorga poder de creación ilimitado. Entonces Bastián empieza a hacer uso de él, pidiendo un deseo tras otro, los cuales se cumplen ante sus ojos. Inicialmente, el muchacho trata de deshacerse de todas las debilidades que le habían atormentado en su vida anterior -desea ser fuerte y valiente. Mas la Emperatriz Infantil no le advierte que, con cada deseo que pidiera, perdería un recuerdo de su vida pasada.

LA VOLUNTAD DE PODER

La historia de cómo Michael Ende se propuso escribir su novela más celebrada fue verdaderamente casi interminable. Se inició en febrero de 1977, con la visita del editor Hansjörg Weitbrecht al escritor en su casa de Genzano. Tan pronto como se aborda el tema del siguiente libro a publicar, Ende comienza a hurgar en una caja de zapatos y a pensar en un montón de ideas. En un pedazo de papel, escribe el siguiente resumen: “un niño toma un libro encontrándose literalmente dentro de la historia, y tiene problemas para salir de ella”. Una vez que Weitbrecht expresase su aprobación, Ende prometió entregar el manuscrito antes de Navidad. Asumió que el proyecto sería relativamente sencillo, pero en privado se preguntaba cómo podía estirar el material para llenar un centenar de páginas.

La Historia Interminable es un libro mágico que se contiene a sí mismo. El relato está narrado desde dentro de la historia, como una suerte de caja china (lo que hace que el contenido cada vez signifique algo diferente). Al compartir la odisea de Bastián, es el lector quien se ve auténticamente involucrado en la narración. En la primera parte del volumen, se relata cómo el protagonista comienza a leer, y qué es lo que le fascina de los libros -en Atreyu ve a su ideal de arquetipo imposible.

A medida que Bastián lee la historia, se hace cada vez más evidente que el llamado a darle el nuevo nombre a la Emperatriz Infantil es él mismo, pero aún así le falta coraje. Bastián se siente fascinado por su lectura, pero su destino no es sólo leer pasivamente (tarde o temprano él mismo se aventurará a crear sus propias historias). Esto es lo que simboliza el “darle un nombre” a la Emperatriz Infantil. Es por eso que la Nada se extiende por Fantasía, porque los humanos han dejado de soñar. Esta analogía se puede interpretar como un símbolo de la vera voluntad despojada de trabas en un niño como Bastián. Pero innumerables obstáculos se interponen en la búsqueda de ese libre albedrío. Al hacer lo que no se desea, el protagonista se ve comprometido de una manera sobreimpuesta.

La única consigna que recibe en Fantasía es “haz lo que quieras”. Esto no quiere decir que Bastián pueda hacer lo que se le antoje, significa que debe seguir sus deseos hasta que lo lleven a su verdadera voluntad -y nada es más difícil de encontrar que lo que realmente se desea. En esto consiste la consigna de Bastián para salvar Fantasía (una clara referencia a Thelema, la doctrina espiritual canalizada por Alisteir Crowley, cuya premisa fundamental es “Haz tu voluntad y será el todo de la ley”). Esto se puede interpretar de modo filosófico: en Nietzsche, el símbolo de la verdadera voluntad está despojado de trabas. Es Bastián quien logra vencer los innumerables obstáculos que se interponen, haciendo lo que no desea.

Nos encontramos -al igual que Bastián Baltasar Bux- con un libro maravilloso. El primer capítulo empieza con el símbolo de la letra A, el segundo por la letra B y así sucesivamente hasta el último. La primera letra de cada capítulo aparece en un dibujo realizado en tinta roja y verde por Roswitha Quadflieg. Estos dibujos también representan los personajes y los acontecimientos del capítulo que presentan. La Historia Interminable puede propiciar muchísimas lecturas. Se trata de una obra literaria que desafía, con su deslumbrante poder de seducción, hasta al lector más imaginativo. Esta magnífica novela es un relato que contiene todos los relatos. Está escrita con una técnica narrativa de espiral infinito, cuya trama conduce al lector a través de los recónditos y encantadores parajes del fascinante mundo de la Fantasía. Donde todos nuestros sueños pueden convertirse en la más intensa y viva realidad.

Jorge Antonio Buckingham


ENLACES RECOMENDADOS

http://ende.blogcindario.com/2008/09/00027-la-historia-interminable.html (en Endeland: Tributo A Michael Ende).

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...